miércoles, 20 de mayo de 2015

Las traiciones de Hamás a Egipto, Siria... y Palestina

Ismail Haniyeh, Primer Ministro de Gaza, con el que fue emir de Catar, Sheikh Hamad bin Khalifa al-Thani,  en Gaza en octubre de 2012 *

La historia de las deslealtades de Hamás o de los Hermanos Musulmanes (HH.MM.), de donde procede Hamás, contra Egipto es larga. Siendo especialmente intensa en la época de su presidente más popular, Gamal Abdel Nasser, al que intentaron asesinar en repetidas ocasiones; y por ese motivo y por su reiterada acción violenta ilegalizó a los HH.MM. y encarceló a miembros de estos que luego constituirían la organización Hamás.
Para 1965, la Hermandad Musulmana en Egipto lanzó su segundo intento para matar a Nasser en el preciso momento en que Nasser estaba apoyando al Movimiento Nacional Palestino y Fatah contra Israel en zonas alrededor de la frontera israelí en la parte de Egipto. De esta forma las autoridades egipcias arrestaron a un hombre  y lo llevaron a la cárcel en 1965, llamado Ahmed Yassin. Ahmed Yassin, por supuesto, es el fundador de Hamas. Él fue, por el contrario –llegaríamos así al final de la historia- asesinado por Israel hace un par de años [cuando se volvió contra los intereses de sus promotores y colaboradores de Israel]. Pero en 1965, fue llevado a la cárcel por las autoridades egipcias. Y después, dos años más tarde, por supuesto, cuando Israel ocupó Gaza y West Bank y, por supuesto, la península del Sinaí después de la guerra de 1967 [guerra de los seis días], los israelitas liberaron a Ahmed Yassin y a un número de líderes de la Hermandad Musulmana. 1

Esta historia, tanto de los HH.MM. como de Hamás, es una historia de intolerancia y de violencia, pero de intolerancia vinculada al servicio de poderes exteriores, como fueron y son Gran Bretaña, Estados Unidos, Turquía o Catar.  Pueden verlo en el siguiente artículo:


Tristemente esto no ha cambiado, algo en cierta medida esperable, porque una organización colonial y, digámoslo, mercenaria, difícilmente se liberará de tal hecho, ya que entonces, si hiciese eso, tendría ella misma seguramente que desaparecer y crear un nueva organización.  Así, tenemos ahora, que mientras se sucedía el brutal ataque colonial exterior a Siria por parte de Estados Unidos, Gran Bretaña, Francia, Israel, Catar, Arabia Saudí o Turquía, Hamás rompió relaciones con Siria. 

En un movimiento significativo representantes de  Hamás [como Ismail Haniyeh]  anunciaron el pasado viernes -tanto en Egipto como en Gaza- su ruptura con el régimen de Assad  [término despectivo para referirse al Gobierno de Siria]. 2
Allí, en Egipto, rodeados por seguidores de los Hermanos Musulmanes (HH.MM.), que coreaban: "Ni Hezbollah ni Irán. La revolución siria es una revolución árabe",2 se puede entender que tanto los  HH.MM. como Hamás estaban actuando de facto como peones al servicio del colonialismo exterior, y en concreto sirviendo enormemente a las políticas de Israel y perjudicando claramente a las de Palestina. Esto es así, porque los aliados tradicionales de Palestina en su dura trayectoria reciente han sido precisamente organizaciones como Hezbolá o países como Siria.
Con Hamás apoyando la "Primavera Árabe",  en realidad un proyecto de recolonización de Oriente Medio y el norte de África instalando regímenes sectarios y destruyendo a rivales que representan una visión más plural y tolerante, como puede ser la nación Siria, y persiguiendo a organizaciones no sometidas, como Hezbolá, Hamás estaba firmando la sentencia de muerte a una Palestina libre, tolerante y con un territorio suficiente para formar una nación, al no tener nadie que la apoyase realmente y prácticamente con este propósito.
En Egipto las brigadas  Qassam de Hamás han actuado llevando a cabo atentados terroristas, como los perpetrados en el Sinaí, todo ello con el respaldo por detrás de Catar, que también ayudó a llegar al poder a los HH.MM. en Egipto. 
Hamás, desde 2012, ha participado activamente en una insurgencia en el Sinaí egipcio. La insurgencia pretendía desestabilizar Egipto en tal grado que "la comunidad internacional", es decir, la OTAN, podría haber llamado por una "intervención militar", y de esta forma hubiese obtenido control tanto sobre el Sinaí como sobre el Canal de Suez. 4

La amenaza de esta desestabiización promovida era muy real para la soberanía y el futuro de Egipto. Por ese motivo tomó cartas en el asunto el Ejército egipcio, quitando a uno de los cómplices de tal desestabilización, que además quería ir a una guerra contra Siria, el líder de los HH.MM. en Egipto, Morsi. Para entender quién estaba dando en verdad el golpe de Estado en Egipto recomiendo el siguiente informe:


Que el destacado legislador de Hamás Yahia Mousa dijese:

Hamás pagará un precio alto por su interferencia en los asuntos internos de Egipto. 5
Muestra que también dentro de Hamás hay gente con dos dedos de frente para conocer y comprender la verdadera naturaleza de los hechos.
En la campaña terrorista desatada por Israel en julio y agosto de 2014 contra Gaza y conocida como Operación Margen Protector, aprovechando la infiltración de mercenarios islamistas, como un grupo yihadista que juró lealtad al Estado Islámico, y que reivindicaron el secuestro y asesinato de tres adolescente israelíes, como indicaba el Times de Israel el 3 de julio de 2014, se quería romper la posible unidad palestina entre Al-Fatah y Hamás.
El ataque israelí podía tener como una de sus misiones asegurarse el control de los yacimientos de gas que hay en las costas de Gaza, 6 arrebatándoselo a los palestinos, sin embargo, no era su misión principal, sino una consecuencia de ella, la misión principal era romper la unidad de gobierno entre Hamás y la OLP.
Los días siguientes a la invasión de Gaza, Egipto se mueve y hace una propuesta de alto el fuego y al cerco realmente sensata, que nadie podría rechazar con sinceros y honestos argumentos. Las demandas de Hamás se incluían en las condiciones del acuerdo propuesto por Egipto, curiosamente entre las demandas de Hamás no estaba el poder tener un acceso completo a los recursos del gas por parte de Palestina. 4 El acuerdo indicaba:
- Reuniones directas y a alto nivel entre Israel y Palestina tendrían lugar tan pronto como el alto el fuego hubiese tenido efecto.

- Charlas y acuerdos inmediatos y prácticos sobre el levantamiento del bloqueo israelí sobre Gaza. Egipto funcionaría como un garante para asegurar que Israel mantiene su parte del acuerdo.

- La apertura del cruce fronterizo de Rafah entre la Franja de Gaza palestina y la provincia del norte de Egipto del Sinaí. El lado egipcio sería controlado por la aduana y la policía egipcia, el lado palestino por la unidad de gobierno palestina, con la cual Hamás había estado de acuerdo y se había convertido en parte.

- Además, Israel acordó la liberación de los presos que quedaban y que habían sido vueltos a arrestar de los acuerdos antes de Oslo, aunque es descrita su liberación como "un signo de buena voluntad", fue percibido por muchos como algo extremadamente arrogante. 4
Entonces, ¿por qué no estuvo de acuerdo Hamás en aprobarlo y comenzar las reuniones? Su explicación no es demasiado buena, su brazo armado, las brigadas Qassam, señalaron que no habían recibido la información por los canales adecuados, es decir, por su brazo político, en concreto a través de Ismail Haniyeh o Khaled Mashal. Sin embargo, como comenta Christof Lehmann, esto tendría una difícil explicación, pues la página de las brigadas Qassam seguía funcionando y el propio analista político les envió un mensaje del que no tuvo respuesta. Otro motivo puede ser, y esto tendrá que explicarlo Hamás, que sus representantes políticos no quisieron transmitir el mensaje a su brazo armado, porque no estaban de acuerdo. Curioso, cuando previamente sí lo estaban. ¿Qué pasó?
Pasó que Hamás volvía a mostrar su comportamiento venal, atendiendo a requerimientos extranjeros, como los de Catar o  Arabia Saudi, y hacía oídos sordos a los de los propios palestinos, que eran masacrados sin piedad. ¿Por qué esta actitud? Porque si la unidad de gobierno se mantiene y obtiene frutos, como era de prever, Palestina gana una enorme fuerza, gana legitimidad, algo muy importante a nivel nacional e internacional, dando una enorme confianza a los palestinos en la solidez de su unión apoyado por otros países árabes.  Esto sería entonces un peligro real no solo para Israel, sino para sus padrinos occidentales y sus socios locales, las dictaduras catarí o saudí, que perderían el control sobre Palestina y sobre Oriente Medio, y podrían empezar a tener problemas con sus propias poblaciones al seguir el ejemplo de Palestina o de sus socios históricos, por ejemplo, Siria. Además, junto a esto, prevalecería el carácter diplomático y secular de la OLP, menguando el poder de Hamás, que obtiene sus mayores frutos cuando la situación se vuelve más violenta, no cuando hay paz. Si tenemos en mente que  Catar financia y sostiene a Hamás, utilizando a esta organización, junto a Israel, Arabia Saudí y el poder anglosajón occidental, para posicionarse contra Siria, Hezbolá, Irán o también contra Egipto, los tres primeros aliados históricos de Palestina, podemos comprender como no había intención de llegar a ningún acuerdo. Así, se utiliza a Hamás para minar la soberanía de todos esos países y también de la propia Palestina.
En la reciente invasión las brigadas Qassam propiciaron que no llegará la ayuda internacional  a través de Egipto tras el alto el fuego propiciado por Naciones Unidas, al romper dicho alto el fuego. Una vez conseguido esto Turquía a través de la "organización de ayuda" IHH, en realidad una organización colaboradora del servicio de inteligencia turco que también suministraba armas a los terroristas que atacaban Siria, anunciaba que enviaría otra "Flotilla de la Libertad". Como aquella donde los servicios de inteligencia turco e israelí, en colaboración con Al Qaeda, mataron a miembros de los Hermanos Musulmanes turcos discrepantes con la línea del Gobierno turco. Una nueva jugada sucia la de este gobierno, el turco, en colaboración con Hamás que privó de la ayuda necesaria a los palestinos de Gaza, y cuyo propósito era que Egipto no sirviese ni se mostrase como un país amigo, sino que así apareciese Turquía. El enemigo real se planteaba como el salvador. 
Hamás no ha jugado limpio y ha buscado su provecho particular, no el de los palestinos. Este provecho sería la creación de un califato en Gaza dominado por ellos y en acuerdo con Estados Unidos, Gran Bretaña, Israel, Turquía, Catar y Arabia Saudí. Este sería el resultado si la "Primavera Árabe", como hemos dicho: un proyecto de recolonización utilizando a los fundamentalistas islámicos como los Hermanos Musulmanes, hubiese triunfado, pero no fue así en Egipto, y Egipto tiene su peso en la zona. 
 Ni Israel, ni EE.UU., Turquía o Catar están interesados en un gobierno de unidad palestina. Los planes de Hamás durante el gran proyecto de los Hermanos Musulmanes, también conocido como la "Primavera Árabe", era alcanzar un acuerdo sobre el reconocimiento de un Estado palestino en la Franja de Gaza, y solo en la Franja de Gaza.
Este Califato palestino en Gaza, si usted quiere, habría estado conectado con una "zona de libre comercio" la cual el Gobierno egipcio, Catar, Israel y ciertos miembros centrales de la OTAN, incluyendo EE.UU., Gran Bretaña y Turquía, pretendían establecer. La declaración de Hamás de Gaza como una "zona liberada" en agosto de 2012 era parte de este "proyecto". 4
Desde entonces Hamás a perdido mucha credibilidad a nivel internacional y este nuevo ataque de Israel vendría a ser un nuevo intento por destruir la unidad del gobierno de Palestina y  por resucitar a Hamás, al mostrarlo, supuestamente, como el defensor de los palestinos. Palestinos de Gaza a los que se somete a la muerte, violencia y pobreza que les hace abrazar, en su desesperación,  a organizaciones como Hamás. Hamás, como Israel, utiliza el dolor y sufrimiento de las víctimas. Casi dos mil palestinos han muerto, hay miles más de heridos, los hogares, hospitales, escuelas e infraestructuras están desechos, además de las fábricas y otros centros de trabajo. 7  Esto provoca falta de condiciones dignas de vida, falta de atención sanitaria, que trae más muerte, y falta de trabajo, que trae más hambre. El caldo de cultivo ideal para que los sátrapas de Israel, Turquía, Catar, Arabia Saudí, importantes sectores de Hamás y sus jefes occidentales puedan medrar y actuar a su antojo.

Notas:
* Qatar trying to broker long-term Israel-Hamas ceasefire. The Times of Israel. 25.03.2015.
1. 1. Robert DreyfussHow Israel and the United States Helped to Bolster HamasDemocracy Now. January 26, 2006.
2. Robert M. Danin. Hamas breaks from Syria. Council on Foreign Relations. 29.02.2012.
3. Dan Glazebrook. Divide and ruin. Liberation. 2013.
4. Christof Lehmann.  Lack of a meaningful debate about the role of Hamas, Turkey, Qatar, harms palestinian cause. nsnbc.me. 10.08.2014.
5. Christof Lehmann. Israel-Palestine war likely to continue until complex issues are resolved. nsnbc.me. 16.07.2014.
6. Manlio Dinucci. Gaza: el gas en la mirilla. Red Voltaire. 18.07.2014.
7. Israeli shelling of Gaza destroyed 134 factories, rendered additional 30.000 jobless. nsnbc.me. 11.08.2014.

miércoles, 13 de mayo de 2015

Sobre la mayoría absoluta en las elecciones del Reino Unido

Felicitaciones a los ganadores de unas elecciones muy poco populares. 
"Todo el mundo" feliz salvo la gente normal

El pasado jueves día 7 de mayo se celebraron elecciones generales en el Reino Unido. Ya habrán oído que el Partido Conservador de David Cameron obtuvo una mayoría absoluta. Un resultado aparentemente demoledor y rutilante de la derecha británica, con un también aparente apoyo masivo de la población hacia este candidato y partido, según propalan y comentan diarios, televisiones y emisoras de radio. El diario El País lo indicaba así:
La voluntad de completar el proyecto económico que en cinco años ha sacado al país de la recesión y ha logrado un crecimiento del PIB del 2,8% en 2014, sumada al temor a la alternativa de un Gobierno esclavo del nacionalismo escocés, llevó a los británicos a votar masivamente al Partido Conservador de David Cameron en laselecciones generales celebradas el jueves. 1
Ahora veamos los resultados reales, apartándonos de la bulliciosa algarabía y del análisis poco sosegado, poco riguroso y poco juicioso propio de estos medios de comunicación. Así, tenemos los siguientes datos de  dichas elecciones:

- Participación: 66,1 %.
- Abstención: 33,9 %.

De los votos:

- Partido Conservador: 36,9 %. Lo que indica que le votaron un 24,4 % de los británicos.
- Partido Laborista: 30,4 %. Que supone un 20,1 %
- Luego hay otros partidos, como el Partido por la Independencia del Reino Unido, con un 12,6, y le siguen el partido Liberal Demócrata, el Partido Nacional Escocés y el Partido Verde.

Seguro que ya se han fijado que el partido ganador fue el partido de la abstención, es decir, de los que no se dejan llevar por este tipo de campañas. Este grupo de personas supuso el 33,9 % frente al 24 % de Cameron, prácticamente 10 puntos por encima. Una barbaridad.
Además, Cameron y su partido, solo fueron apoyados por una escasa cuarta parte de los británicos, algo que callan los medios de comunicación, y algo que está también muy pero que muy lejos de llevar "a los británicos a votar masivamente al Partido Conservador", como nos decía El País. Cosas de este periódico, que ya está tan acostumbrado a falsificar una realidad que no se atreven a contar.
Todo esto demuestra no un apoyo masivo, sino bien al contrario un hartazgo y cansancio de una clase política demasiado egoísta y corrupta, que solo mira por sus intereses y por los de sus patrones y directores, el poder económico, industrial o financiero. Poder que los organiza y dirige a su antojo a cambio de una vida regalada en el lujo y la irresponsabilidad. Triste destino el de esta clase política que hace ya buen tiempo perdió su dignidad y que ya prostituida no tiene reparo en dejarse caer  día a día más y más bajo.
Y en este bastante  juego sucio de la prostitución quien ganó las elecciones fue quien recibió más dinero:
El determinante último de qué partido ganó las elecciones fue el dinero detrás de sus campañas políticas. 2

Notas:
1. Pablo Guimón. Cameron obtiene la mayoría absoluta en las elecciones británicas. El País. 8.5.2015.
2. Cita de N. Ahmed en Unfree elections - The Corporate Media, UK General Election and Predictable Outcomes. Media Lens. 12.05.2015.

sábado, 9 de mayo de 2015

Día de la victoria: Setenta años de la derrota del nazismo en la Segunda Guerra Mundial


Cada ser humano que ama la libertad debe más agradecimiento al ejército rojo del que pueda pagar durante su vida.

Con este mensaje Ernest Hemingway recordaba algo cierto, que fueron los enormes sacrificios y cruentas luchas de los rusos, bielorrusos, ucranianos y otros aliados eslavos, los que causaron la derrota del nazismo. De otro modo, hubiese continuado este régimen con sus masacres y seguramente hubiese llegado a un acuerdo con los EE.UU., quedando impunes sus crímenes. Hoy tendríamos el nazismo con todos sus horrores y tal vez nos parecería algo normal, incluso a muchos historiadores como algo necesario y beneficioso para salvar a la civilización occidental.
 No hay más que recordar las bajas humanas para ver quién dio más y quién sufrió más, si bien los judíos, de diferentes nacionalidades, padecieron un holocausto, con en torno a seis millones de muertos, los países eslavos como Rusia o Bielorrusia tuvieron unas bajas mucho mayores, que hoy se estiman de veintiséis a veintisiete millones de personas. En Estados Unidos no llegaron a las trescientas mil y en Gran Bretaña en torno a cuatrocientas mil. Todo esto dice  mucho de cómo fue la guerra y cuáles eran los actores y objetivos principales. 
Si Alemania no hubiese declarado la guerra a EE.UU., seguramente la muerte de Hitler la tendríamos registrada como la de un ser normal, en su cama rodeado de sus seres queridos y recibiendo en los diarios, televisiones y radios abundantes recordatorios adulatorios sobre su persona, y hoy los libros de texto escolares hablarían de su gran visión de futuro y de los grandes avances que acometió. Las víctimas apenas serían nombradas y solo aparecerían con cierto rigor en libros desarrollados por expertos o por defensores de los derechos humanos, que no tendrían apenas difusión en los grandes medios de comunicación.
Los ejércitos de la Alemania nazi contaron con la ayuda, para la invasión y derrota de los “judeo-bolcheviques” (definición nazi de la Unión Soviética), de ejércitos de Croacia, España, Flandes o Hungría, pero fueron especialmente alentados y empujados por las corporaciones estadounidenses y europeas que les suministraban la financiación, el armamento y la logística para llevar el mayor ataque conjunto de la historia militar, con el fin de acabar con el gobierno comunista en la Unión de las Repúblicas Socialistas Soviéticas. 1


Respecto al enfrentamiento entre Estados Unidos y la Alemania nazi, no buscado en absoluto por Estados Unidos, hay que tener presente que lo sucedido en Pearl Harbour, pese a ser claramente una provocación a Japón deliberadamente preparada, no implicaba una declaración  de guerra a Alemania, que el mundo de los negocios no deseaba, porque el pacto entre las potencias del eje era de ayudarse si alguno de ellos era atacado; y este en principio no era el caso, pues aquí Japón aparecía como agresor. Que Hitler declarase la guerra tres días después de la declaración de guerra de EE.UU. a la potencia nipona fue algo inesperado y se debió a una estrategia militar que decidió en ese momento el ejército alemán, con el supuesto objetivo de abrirle dos frentes a  la URSS con la ayuda de Japón. 3
La visión de los dirigentes estadounidenses en relación a esta guerra la expresaron adecuadamente miembros muy influyentes como Henry Ford, cuya empresa, la conocida Ford, hacía grandes negocios con el nazismo:

Ni los Aliados, ni el Eje deberían ganar la guerra. Los USA deberían proporcionar a ambos campos los medios para continuar combatiendo hasta que ambos se hundiesen. 2

El que se convertiría en presidente estadounidense, Truman, iba en la misma línea, expresándolo de una forma tremendamente inhumana ya en 1941:

Si Alemania gana, debemos ayudar a Rusia y si Rusia gana, debemos ayudar a Alemania, a fin de que mueran el máximo de personas de cada lado. 2

Fue solo cuando el mundo de los negocios norteamericano vio el peligro que había  tras la derrota de Alemania contra Rusia, cuando urgió a la intervención militar en Europa; porque iban a perder su capacidad de control y sus enormes negocios en el viejo continente, además de los importantísimos intereses existentes en las colonias europeas por el mundo.
No debemos olvidar que EE.UU. entró en Normandía en junio de 1944, algo menos de un año antes de la capitulación alemana. En Europa habían llegado a Sicilia a mediados de 1943, instaurando por cierto de nuevo a la mafia y combatiendo a la resistencia antinazi, todo ello después de que Alemania ya estuviese claramente derrotada por la URSS. En esta situación Estados Unidos no podía ni puede pretender tener un gran derecho político, militar o moral sobre el resultado final de la guerra y la derrota del fascismo en Europa, pues otros contendientes, especialmente la URSS, tenían mucho más que decir, ya que habían sufrido y se habían sacrificado mucho más y de forma mucho más sincera.

Notas:
1. Guy Spitaels, Jean-Marie Chauvier, Valdimir Caller. Pourquoi minimiser la victoire rouge? La Libre Belgique, 9.05.2005.
2. Jacques Pauwels. El mito de la Guerra Buena. Hiru, 2002
3. Jacques Pauwels. Fall 1941. Pearl Harbor and the wars of Corporate America. Global Research. 11.12.2011.

viernes, 8 de mayo de 2015

Cómo los medios de comunicación modelan nuestra opinión


Si usted pregunta a personas de su entorno si creen que los medios de comunicación influyen o incluso si han creado su opinión sobre lo que sucede en el mundo, se encontrará una variada gama de respuestas; desde los que indican que los medios de comunicación nos manipulan, sin ser muchas veces conscientes de hasta que grado puede llegar tal manipulación, hasta aquellos que les dirán que ellos tienen sus opiniones y puntos de vista propios. Y aquí viene una oportuna pregunta: ¿de dónde procede nuestra información sobre el mundo?, ¿cuáles son nuestras fuentes de información? Ante estas cuestiones usted verá que principalmente la información que recibe la gente de la situación mundial procede básicamente de los denominados medios de comunicación corporativos, es decir, aquellos dirigidos y manejados por las corporaciones económicas, industriales o financieras. Por tanto, la visión del mundo de esas personas será la que le hayan hecho ver esas corporaciones, una visión que resulta ser demasiado interesada y demasiado parcial. Así difícilmente podremos hablar de que tenemos una opinión objetiva sobre los acontecimientos, pues nos falla la base de nuestra información, las fuentes, que deberían ser  lo más objetivas posibles y también tendrían que exponer el punto de vista de cada lado, no solo un punto de vista, habitualmente el occidental, como suele suceder. Cuando hay un conflicto se debe escuchar a las dos partes, habrán escuchado muchas veces. Entonces aplíquenlo como deben en este caso.
Voy a ponerles un ejemplo, si les pregunto a ustedes por el conflicto en Siria puedo imaginarme un gran número de respuestas, aunque seguro que no todas. Pero quiero que las contrasten con las siguientes informaciones y puntos de vista que en los dos siguientes artículos ofrezco y analicen en que forma eran conocedores de lo que allí sucedía y si se habían parado a pensar que tal vez lo que tan repetidamente se oía, veía o leía en los medios de comunicación podía tener unas serias contradicciones que deberían haberse tenido en cuenta.

Las revueltas en Siria no son ni fueron una rebelión popular ni pacífica

Una vez asumida la ilegitimidad de un líder o de un sistema político, la forma de su derrocamiento es ya una cuestión secundaria, un problema tecnológico

Sobre que los medios tienen una muy notoria influencia en nuestro pensamiento y entendimiento del mundo es algo bastante obvio. Porque, como he comentado, muchas veces son la única fuente de "información" sobre los sucesos y acontecimientos. Y esto es así tanto si creemos lo que dicen como si no, ya que no solemos tener otras informaciones, otras perspectivas, otras opiniones con las que poder valorar tales hechos, sucesos o acontecimientos.
Además, ya en parte por naturaleza humana, solemos ser reacios a arriesgarnos a ver o aceptar otros puntos de vista. Lo común es que no queramos apartarnos de lo que corrientemente se conoce como la opinión mayoritaria, que suele ser la visión del mundo que ha ido inculcando el poder político y económico en cada momento y en cada cultura. Esta transmisión de esta visión e ideario se hace por muy diversos medios, pero en gran medida es a través de los medios de comunicación, que tienen esa misión de transmitir la ideología de los intereses de las clases sociales dominantes. Pocos se atreverán a desafiarla, al menos públicamente, y finalmente la terminarán, de un modo u otro, aceptando. Sería bueno aquí que recordásemos las sabias palabras de Bakunin:
Sobre mil hombres apenas se encontrará uno del que se pueda decir, desde un punto de vista no absoluto, sino solamente relativo, que quiere y que piensa por sí mismo. La inmensa mayoría de los individuos humanos, no solamente en las masas ignorantes, sino también en las clases privilegiadas, no quieren y no piensan más que lo que todo el mundo quiere y piensa a su alrededor.
Esto puede darnos una supuesta, aunque a menudo no real, seguridad, pero a costa de privarnos de un mejor conocimiento y entendimiento del mundo en el que vivimos. Un coste finalmente demasiado caro, porque elimina una de las facetas humanas más ricas.
Los medios de comunicación, por la continua exposición y repetición, acaban modelando nuestra visión del mundo, dictaminan en gran medida nuestros temas de conservación e incluso de preocupación y pensamiento. Miren a su alrededor y vean lo que se habla cuando van a comprar el pan, al tomar un café, al charlar en la calle..., verán que sin haber visto siquiera la televisión, leído el periódico o escuchado la radio la "verán", "leerán" o "escucharán" allí mismo, por boca de las personas con las que habla.
Porque, sean conscientes, los medios, al moldear nuestra visibilidad de las cosas, moldean finalmente nuestra opinión. Como indica acertadamente Michael Parenti, puede que no nos digan directamente qué pensar, pero sí sobre qué pensar, algo que finalmente suele determinar lo que pensamos. Y esto lo hacen en gran medida focalizando la atención en determinados temas y aspectos, y acotando los límites de lo debatible y lo pensable, fuera de los cuales no cabe opinión o pensamiento. Y seguramente aquí está el mal de nuestra sociedad, pues no pensamos según un pensamiento racional y ético, sino que partimos ya y nos dejamos conducir por uno establecido, que muchas veces es precisamente el generador de las injusticias y problemas que sufrimos y de los que tan a menudo nos quejamos.

Notas:
1. Mijaíl Bakunin. Dios y el Estado. 1882
2. Michael Parenti. Inventing reality. St. Martin´s Press, Inc. 1993



viernes, 1 de mayo de 2015

Una reflexión sobre los medios de comunicación.

El fin de los monopolios en los medios de comunicación es un requisito imprescindible para establecer una sociedad democrática. Y una ley de medios, como las que se están elaborando en América Latina, es necesaria. 1

Conviene y es necesario que reflexionemos sobre temas y asuntos que inciden de forma muy directa en cómo percibimos el mundo y en cómo respondemos y recibimos de él, es decir, en cómo finalmente son determinadas nuestras propias vidas por nuestras propias acciones y las de otras personas. Los medios de comunicación tienen en este asunto más importancia que la que podamos normalmente creer. Sobre ellos les he hablado en numerosas ocasiones y ahora volveré a incidir en algo, que por tan importante, a veces conviene si no repetir recordar.
Aparentemente estamos rodeados de una pluralidad de medios de comunicación, audiovisuales, impresos o en la red, que nos informan desde una amplia gama de puntos de vista con prontitud y cierto rigor tanto sobre lo que acontece en nuestros propias localidades y países como lo que ocurre más allá, en el terreno internacional. Basta mirar a un quiosco, encender una televisión o una radio para ver una multitud de opciones que parecen mostrar una rica gama informativa y de entretenimiento donde elegir. Sin embargo, tal visión es la propia de aquel o aquellos que solo se fijan en las apariencias y no en el fondo de la cuestión. Y aquí no hace falta profundizar demasiado para ver que toda esta panoplia de medios de comunicación finalmente está en unas pocas manos y pertenecen a ese puñado de grandes propietarios que controlan y poseen así mismo las grandes empresas industriales y financieras. Lo que tenemos, por tanto, no es pluralidad en los medios de comunicación, sino una multitud de medios al servicio e intereses de unas pocas personas, algo muy diferente.
En definitiva, los medios de comunicación de masas, los apodados mass media, son en realidad medios corporativos, es decir, que pertenecen y sirven a las corporaciones, siendo parte integral de ellas. Así, se comportan como tales y manifiestan los mismos síntomas de una corporación: una concentración de la propiedad,  de la riqueza y del poder en unos pocos, una visión clasista de la sociedad, con un grupo de privilegiados dirigiéndola y una mayoría sin influencia ni voz, además de un enfoque a aumentar los beneficios, para esos pocos,  claro. 2
Esto debería  ponernos en principio ya en alerta y hacernos ver que difícilmente alguien que tiene tantos intereses y poder puede reflejar con objetividad los temas sociales o económicos, por lógica los terminará enfocando en función de su propio beneficio y provecho. Por una parte esto es lógico, pero, por otra, desmiente el mito de la independencia y la objetividad de la prensa y de los medios de comunicación en general. En realidad son muy dependientes, completamente dependientes de sus intereses económicos, con lo que la objetividad periodística en temas que afecten a esos intereses queda prácticamente anulada. Las fuentes que tienen para recibir los datos y la información no suele ser uno de los puntos más fuertes de los llamadosmass media o medios corporativos. Muy frecuentemente, y especialmente en asuntos internacionales y económicos, suelen utilizar las mismas fuentes, que apenas difieren unas de otras, tenemos así varios medios contando prácticamente lo mismo sobre una noticia. Si analizamos de donde vienen esas noticias vemos que son grandes organizaciones de relaciones públicas o agencias de noticias contratadas por las mismas grandes empresas de los medios de comunicación, con lo que se crea un círculo vicioso. Acaparan prácticamente de forma completa la totalidad de los grandes canales de la comunicación, creando la equivocada interpretación de que hay pluralidad en la información al haber un gran número de medios de comunicación, pero que apenas difieren unos de otros en los fundamentos básicos, políticos y económicos. La ausencia de pluralidad real es una de las notas destacadas en el mundo comunicativo corporativo. 
Los dirigentes en el poder necesitan reflejar de cara al resto de la población una visión del mundo que los legitime y los favorezca y es lo que hacen con sus medios de comunicación. Deberíamos tener presente para entender esta situación, que el poder (económico-político) necesita transmitir su ideología a los ciudadanos para que estos, de una forma u otra, comulguen con sus ideas y obedezcan, esto lo hace en gran medida a través de los medios de comunicación. La existencia de este monopolio en los medios hace que su labor fundamental sea de control social, no de información. Detrás de la ideología que lanza el poder económico a través de sus canales de comunicación hay unos importantes intereses económicos, intereses que son ocultados de cara al público.  
Es importante su papel de persuasión, de control ideológico y finalmente de control mental de la población por parte de  sus dirigentes: 
...la comunicación, tal como la conciben los medios dominantes en prensa, radio, televisión e internet tiene como función principal convencer al conjunto de las poblaciones de su adhesión a las ideas de las clases dominantes.3
Y eso es lo que realmente hacen, no informar, sino convencer, persuadir y fundamentalmente también adoctrinar y engañar a la población para que siga los deseos de esas clases dominantes. Su función es muy importante para estas, ya que les permite controlar a los ciudadanos de cada país donde puedan transmitir su ideario. La prensa sería un vínculo entre esa clase dirigente y las demás personas pertenecientes a la sociedad, un vínculo jerárquico donde se dan instrucciones y órdenes, y estas deben seguirse: 
La prensa es el vínculo entre las acciones políticas internacionales de las élites gubernamentales y el público. Las personas que habitualmente siguen las noticias sobre asuntos internacionales no poseen un marco interpretativo o conceptual que les permita desarrollar una evaluación crítica.    Los lectores del periódico, o la audiencia de los medios electrónicos, toman los discursos de las élites como referente para sus propias interpretaciones sobre sucesos internacionales. Esta dependencia provoca que el público seas más sensible a los discursos de las élites y de la prensa. 4
Nuestra visión del mundo es principalmente una visión de los que dirigen los medios de comunicación: 
Para mucha gente un tema no existe hasta que aparece en las noticias de los medios. En realidad, lo que definimos como un tema o suceso, lo que vemos y oímos, y lo que no vemos ni oímos está en gran medida determinado por aquellos que controlan las comunicaciones del mundo. Sean los manifestantes pacíficos, rebeliones en América Latina, crímenes, pobreza o el gasto en defensa, pocos de nosotros sabe de las cosas de otro modo salvo a como son mostradas en las noticias de los medios. Incluso cuando no creemos lo que los medios dicen, nosotros estamos todavía oyendo o leyendo sus puntos de vista en vez de otros puntos de vista. Ellos continúan estableciendo la agenda, definiendo lo que debemos creer y lo que no, lo que debemos aceptar o no. Los medios ejercen una influencia persistente definiendo el alcance del discurso políticamente respetable. 5
Esto que comenta Michael Parenti es una realidad de la que muchas veces no somos conscientes. Tanto si decimos que creemos o no en ellos, en los medios de comunicación,  normalmente finalmente asimilamos lo que nos dicen estos porque suelen ser las únicas fuentes con la que percibimos la realidad política, social y económica, especialmente en el ámbito internacional; o, en todo caso, nos marcan lo que debemos pensar y lo que no, lo que debemos tener presente o lo que no; en definitiva marcan los límites de lo debatible, lo analizable y lo pensable. De este modo no tenemos otros puntos de vista, otras interpretaciones que, normalmente, son las que deberíamos atender, por su proximidad, por su conocimiento, por su rigor y por su verdadera aproximación a la realidad, que es lo que no hacen los medios de comunicación corporativos.


1. Ley Orgánica de Comunicación. Asamblea Nacional de Ecuador. 25.06.2013.
2. Impacto neoliberal de la crisis económica - concentración de los medios de comunicación. Ssociólogos.com. 26.5.2014.
3. Ignacio Ramonet. La censura mediática. Prólogo al libro: Desinformación -2009-, de Pascual Serrano.
4. Doris Martínez Vizcarrondo. Lo que no nos dijeron de Saddam Hussein: la construcción mediática de un demonio. Comunicaçaco, media e consumo. Sao Paulo. Vol 4, N.11. pp. 79-92. Nov. 2007. 

5. Michael Parenti. Inventing reality. St. Martin´s Press, Inc. 1993